jueves, 21 de febrero de 2019

TIEMPO DE HUELGA



Diálogos cortados, calles y carreteras cortadas, puentes resquebrajados (no digamos volados o hundidos, para mantener cierta esperanza en las próximas elecciones), comentan algunos en el bar.
El juicio: en este juicio, tengo la impresión que el bloque de la defensa y los acusados parecen más enteros, con más presencia de ánimo, con menos errores y contradicciones, que el bloque de la acusación. Incluso el presidente del Tribunal corta y advierte más a la acusación que a la defensa y a los acusados, apunta el politólogo del barrio.
Como dicen mi marido y mi cuñado, espero que todos sean más duros y con pruebas concluyentes contra la Forcadell, ¡ya está bien de dudas y acusaciones titubeantes!, exclama la cuñada del dentista.
¡Por un juicio ejemplar e implacable!, grita un desconocido que pasa por la acera.
La retransmisión en directo del juicio por TV pone de los nervios a más de uno, dice la sobrina de la peluquera.
La sombra de los distintos tribunales europeos es alargada, como debe ser en la llamada Unión Europea, añade la vidente del barrio.
Digan lo que digan, el presidente del Tribunal Supremo lo está haciendo muy bien, imparcial y cortando en el momento justo cualquier exceso retórico tanto de la defensa como de la acusación, advirtiendo más a ésta, si cabe, opina el periodista en paro.
No perdamos la esperanza, que la derechona y sus medios de comunicación también van a la deriva y se quedan pasmados ante el desarrollo de este juicio, que no es el de la Santa Inquisición, a sangre y fuego, como reclamaban a voz en grito los más feroces, explica la vidente.
Creían que vivían aún en la Reconquista de los Reyes Católicos, indica la nieta del anarquista.
No se fíen..., que las espadas siguen en lo alto y bien afiladas, replica la hermana del informático. 
Presente y futuro regresando al pasado en cohete, que diría Julio Verne, apunta el humorista.
Como el novio de mi madre, que anda para atrás y de lado, como los cangrejos, bromea la hija de la bibliotecaria.
De todos modos, no debemos perder toda esperanza y resistir, indica la sobrina de la peluquera.
Con la palabra, con diálogo, todo es posible, a su debido tiempo, no antes, advierte el politólogo del barrio.
Como la poesía, que renace de sus cenizas como Ave Fénix, añade el poeta romántico del barrio.
¡Dios le oiga y llueva a gusto de todos!, exclama la dueña del bar.
¡Si llueve, pongo el taxi, aunque haya huelga!, añade la vecina taxista.
¡No me sea esquirol!, replica el humorista.
¡Esquirol lo será su novia!, exclama la vecina taxista.
¡Oiga, un poco de respeto, que yo tengo novio!, contesta el humorista


domingo, 17 de febrero de 2019

HABLANDO EN EL BAR CON LA VIRGEN DE LOS IMPOSIBLES


Faltan algunos en la foto de la manifestación en la Plaza de Colón, dice alguien en el bar.
No, no, los que tú quieres decir no están aquí ni están a favor de toda esta involución, aunque hayan votado como ellos por estrategia propia, que nada tiene que ver con todos esos proyectos retrógrados, responde otro.
Mejor, oigan, que no queremos hacer un mal revoltillo con esos separatistas, advierte la cuñada del dentista.
Mesas separadas y cada uno con su paella, añade la vecina taxista.
Ah, en río revuelto, ganancia de pescadores, apunta la hermana del informático.
Quien mal anda, mal acaba, sentencia la vidente.
Si pides imposibles a la luna, perderás la cosecha de la tierra y te ahogarás en un charco, comenta una vecina que traduce poesía china.
Ya veremos cómo salimos del laberinto, dice la dueña del bar.
¿Acaso nadando a la deriva y sin flotadores?, pregunta la nieta del anarquista.
Pero con dignidad, que los principios no se venden a cambio de dinero..., dice la sobrina de la peluquera.
Ah, todos naufragando, pero con dignidad y tocando el violín, como el capitán del Titanic, añade el poeta romántico del barrio.
¡Caramba, esto de pone feo, sálvese quien pueda, mujeres, niños y poetas primero!, exclama el humorista.
¡Oiga, no calumnie a los poetas, que somos caballeros de honor!, contesta el poeta.
¡Cómo dice!, ¿caballos o caballeros?, bromea la hija de la bibliotecaria.
Esto es la ceremonia de la confusión, dice el periodista en paro.
¿Ahora se entera?, replica el politólogo.
Habrá que rezar a la Virgen de los Imposibles, recomienda la dueña del bar.
Los jueves, milagro, una película de Berlanga, recuerda la vidente del barrio.




jueves, 14 de febrero de 2019

LA RULETA RUSA


Después de los malos relatos y los malos relatores, ahora viene la ruleta loca de la elecciones, ¡a toda máquina, virando a la derecha!, comenta el politólogo del barrio.
¡O la ruleta rusa, ya era hora, a ver quién cae primero!, exclama la cuñada del dentista.
Creo que en TV3 ya preparan el cambio de muebles, bromea la vecina taxista.
¡Pues anda que en la Moncloa, ni te digo!, añade el periodista en paro.
¡Que los progres e indepes abandonen toda esperanza, viva Colón, la plaza española! , exclama alguien que pasa por la acera.
Siempre nos quedará Waterloo, bromea la hija de la bibliotecaria.
Waterloo, ¿no es la batalla donde Napoleón perdió el gorro?, pregunta la hermana del informático.
Resistiremos, dice la sobrina de la peluquera.
No pierdan la esperanza, que aún podemos ir a peor con la brújula rota, comenta la vidente del barrio.
Quien pide imposibles al cielo, no recoge las cosechas de la tierra y acaba naufragando en un charco, advertía un clásico chino, dice el poeta romántico del barrio.
Hoy, tercer día del juicio divino, apunta el humorista.
No haga bromas con las cosas sagradas, ¡marchando, dos bocadillos de jamón ibérico y un carajillo doble de “Aromes del Montserrat”!, anuncia la dueña del bar.
¿Ligaban mucho los intelectuales en Montserrat, los fines de semana, entre debate y debate?, pregunta la cuñada del dentista, irreverente.






miércoles, 13 de febrero de 2019

PRIMER DÍA, PRIMERA PLANA

Oriol Junqueras, impertérrito, indiferente al saludo oportunista de Torra, comentan algunos en el bar.
En TV3, ayer en los resúmenes nocturnos del primer día del juicio, creo que dieron menos presencia al abogado de Junqueras, como si quisieran quitarle protagonismo, añade el politólogo del barrio.
¿No será la mano alargada de Waterloo?, murmura la cuñada del dentista.
Mientras tanto, pancartas en las calles de Madrid pidiendo prisión eterna, digo,perpetua, advierte la sobrina de la peluquera.
¿Vieron que en el Tribunal se curaron en salud nada más empezar y citaron la legislación europea para determinar los tiempos de alegación de las defensas?, pregunta el periodista en paro.
Sumaron dos normas en una: 30 + 15= 45 minutos para cada intervención, explica la vidente del barrio.
Hoy, el turno de las acusaciones, ¿no será insoportable tanto monólogo?, ¡y con VOX en plan lanzallamas!, apunta el humorista.
¡Como ayer, no te digo, cada uno tiene su turno!, replica la vecina taxista.
A Carme Forcadell la vi muy desmejorada y como ausente, dice la hermana del informático.
¡Y eso que, como grita aquél, las cárceles catalanas están "hechas a medida", como un poema, y son, exclaman, gritan, “¡un paraíso para los golpistas!”, indica la sobrina de la peluquera.
¡Oigan, que la poesía la hago yo!, replica el poeta romántico del barrio.
Mi abuelo citaba al poeta inglés William Blake y decía que "las cárceles se construyen con las piedras de la Ley, y los burdeles con las piedras de la Religión", apunta la nieta del anarquista.
¡Qué fuerte, ¿no?!, exclama la hermana del informático.
¡Marchando, bocadillo de calamares, y otro de "botifarra d'ou", anuncia la dueña del bar.
¡Butifarra de huevo, y punto, no "botifarrada", hablemos con propiedad!, advierte la cuñada del dentista.


martes, 12 de febrero de 2019

EL PROCESO / EL PROCÉS



Noticia de ayer, noticia de hoy: 
El proceso / El procés, novela inacabada del escritor checo Franz Kafka, escrita en lengua alemana, y sobre la cual Orson Wells creó una película magistral, kafkiana en la forma y en el espíritu.
Hay, entre otras, una traducción al castellano del poeta catalán Feliu Formosa, y otra traducida al catalán por el poeta Gabriel Ferrater.


domingo, 10 de febrero de 2019

¿REVOLTIJO NACIONAL O PAELLA?


Viñeta: El Disidente

¿Habrá hoy revoltijo nacional o nacionalista?, se preguntan algunos en el bar.
¿Qué diferencia hay?, pregunta la nieta del anarquista.
Ondear banderas por España es afirmativo, rearme nacional ante el peligro, hacerlo con otras banderas es negativo, chorrada nacionalista y provinciana, explica el politólogo del barrio.
Exacto, más claro el agua, ¡me voy a la manifestación, que llego tarde!, exclama la cuñada del dentista.
¡La llevo gratis, vamos, que aún estamos en Barcelona!, contesta la vecina taxista.
Dicen que Felipe González, Alfonso Guerra y otros del club han hecho gestiones para ir a la manifestación de riguroso incógnito, informa la sobrina de la peluquera.
No me extraña: el parque jurásico en acción, dice la hermana del informático.
¡Esto es una "fake news", mentirosos!, replica la cuñada del dentista mientras sube al taxi de la vecina rumbo a la Plaza de Colón.
Manuel Valls, que tiene una hermana catalanista y es hijo de Xavier Valls, un gran pintor catalán, ha confirmado su asistencia, informa la vidente.
Qué país, Dios mío, y todo por un relator, ¡anda que si llega a ser un novelista, y no digamos un poeta, menudo follón, cuánta trascendencia grotesca!, exclama el poeta romántico del barrio.
Como dice Irene Montero, en el escenario hay mucha sobreactuación, apunta el periodista en paro.
¡Y esperpento!, añade el humorista.
Para esperpento, el novio de mi madre cantando himnos patrióticos, bromea la hija de la bibliotecaria.
¡Marchando, una de revoltijo del día y otra de paella nacional, con vino de la casa!, anuncia la dueña del bar.



sábado, 9 de febrero de 2019

¿Y...? NO ME PONGAS UN RELATOR, QUE TE PEGO, LECHE


Viñeta: El Roto (elpais.com)

¿Y ahora qué? ¿Cómo vas a seguir adelante si nadie te apoya en nada, si no puedes ni pactar unos mínimos con lo que queda de la izquierda, aquí y allá?, se preguntan algunos en el bar.
Siempre nos quedará Europa o EE.UU o Rusia o China o Venezuela o..., dicen otros.
O las elecciones, o el azar, o la gente en la calle, con las madres, los padres, los abuelos, las abuelas las niñas y los niños frente a..., replica la cuñada del dentista.
O el juicio y su repercusión, añaden algunos.
¿Cómo, una repercusión en Escocia o Flandes? ¿Y? ¿Es una broma?, preguntan otros.
Como decía Larra: "Vuelva usted mañana". Y suerte, indica el politólogo.
O todo o nada, así juego yo, afirma el humorista.
Me temo que nada, opina la dueña del bar.
Ya veremos, dice la sobrina de la peluquera.
Malos tiempos para la lírica, advierte el poeta romántico del barrio.
Es lo único sensato que he oído hoy, apunta la nieta del anarquista.
¡Viva la Reconquista, felones, todos a la manifestación española!, grita uno que pasa por la calle.
Habrá que ir preparando la maleta, sugieren la vidente y la hija de la bibliotecaria.
¿A Bélgica, Waterloo, queridas?, pregunta el periodista en paro.
No, no, ¡a Bombay, con los monos!, exclama la vidente.
"Hawaii-Bombay / son dos paraísos, / que a veces yo / me monto en mi piso", canta la hermana del informático.
¡Falta un buen relator, no un cantor!, exclama el periodista en paro.
¡Fuera relatores!, replica la cuñada del dentista.
¡Fuera esquiroles!, grita la vecina taxista.
¡No me pongas un relator, que te pego, leche!, bromea la hija de la bibliotecaria.
Y todo por un relator, ¡anda que si fuera un novelista, y no digamos un poeta, qué país, Dios mío, cuánta trascendencia inútil, grotesca!, comenta el poeta romántico del barrio.
Incluso han salido los dinosaurios a chupar pantalla, aquellos mismos que en otro tiempo negociaban con mediadores, relatores, pregoneros y otros adivinadores, ¡salen a cantar y a bailar con la derecha extrema, todos juntos, propios y extraños, a ver si ganan el concurso de baile contra Sánchez, el felón!, añade el politólogo.
¡Cuerpo a tierra que vienen los nuestros!, exclama la nieta del anarquista.
¡Marchando, un cordial*!, anuncia la dueña del bar.



*Cordial.
Bebida que se da a los enfermos, compuesta de varios ingredientes propios para confortarlos.

Real Academia Española © Todos los derechos reservados



jueves, 7 de febrero de 2019

LA CUADRATURA DEL CÍRCULO O DEL CIRCO ESPAÑOL, O LA VOCES DEL RÉGIMEN, FELÓN, FELONÍA

Viñetas: Chumy Chúmez ("Hermano Lobo")


"El presidente del Gobierno es el mayor traidor que tiene nuestra legalidad. Está cometiendo un acto de felonía, es un felón contra la propia continuidad histórica de la democracia española." 
(Pablo Casado, eldiario.es) 

Igual uno de ellos quiere ser presidente al estilo venezolano, designado a dedo por Trump y avalado por... ¡Pedro Sánchez y la canadiense europea! Pero si ya le llaman "felón y traidor" y lo comparan con Torra y Tejero, ¿cómo se lo harán? ¿Pedaleando detrás de VOX para llegar a la meta del precipicio?, comentan algunos en el bar.
Pues eso: la cuadratura del círculo o del circo español, añade la sobrina de la peluquera.
¡Caiga quien caiga, todo por España!, exclama la cuñada del dentista.
¡Sí, caiga quien caiga, todo vale por la sagrada unidad de la Nueva España Católica que amanece!, exclama la hermana de la cuñada del dentista.
¡Ondead las banderas al viento, traidores, felones!, grita un desconocido que pasa por la acera.
Con la voces del régimen hemos topado, Sancho, digo, Sánchez, dice la vidente del barrio.
Cuando los políticos pierden el sentido común, alucinan y se vuelven peligrosos, allá, aquí y más allá, advierte el periodista en paro.
O locos de atar como los novios de mi madre, apunta la hija de la bibliotecaria.
¡Menudo espectáculo de bravatas y calumnias!, exclama el poeta romántico del barrio.
El horror, el horror, vuelve el horror en el corazón de las tinieblas, comenta la nieta del anarquista.
Regreso al pasado felón, con un presente lleno de felones y traidores a la patria. ¡Alta traición del felón Sánchez!, gritan algunos.
¿Felón?, pregunta la dueña del bar.
Si, felón, del viejo vocabulario de la reconquista de los Reyes Católicos, apunta el politólogo del barrio.
"Felón, felona. Del francés, felon: cruel, malvado; y éste quizá del franco, fĭllo: verdugo; derivado del germánico, filljan: desollar, azotar. Felón, que comete felonía" ”, lee la hermana del informático en el diccionario digital de la Real Academia.
Ah, si lo dice la Real Academia, habrá felonía..., murmura el humorista.
(Real Academia Española © Todos los derechos reservados)



miércoles, 6 de febrero de 2019

JUGANDO CON NIÑOS GITANOS...

Poderes públicos: medidas urgentes contra la segregación escolar - Fundación Secretariado Gitano

Recordando a unos niños gitanos, de Can Tunis, compañeros de colegio y de juegos, en la Academia Torner y en la calle Aviñó, cuando el Barrio Gótico, de Barcelona, aún no se llamaba así y nuestros padres hablaban del Barrio de la Catedral.
En clase, en esta Academia privada, siempre había un grupo de niños gitanos, seguramente porque el director, Jaume Torner, que era republicano y defensor de la enseñanza del esperanto, mantenía buenas relaciones con el párraco de la Basílica de Nuestra Señora de la Merced, patrona de Barcelona.
En esta iglesia fue donde nos "confirmaron" mediante un cachete e hicimos la primera comunión. Es también donde se casaron la infanta Cristina y Urdangarín, lugar de peregrinación adonde iban siempre los jugadores del Barça a agradecer los triunfos de su equipo, que era y es, recordemos, más que un club, ("més que un club"), y la gente gritaba "¡Barça, Barça, Barça", ya que no se podía expresar de otro modo, con otro grito, la indignación y la rebeldía en la época franquista. Como recordaban muy bien nuestros vecinos del otro barrio, del Barrio Chino, los escritores Manuel Vázquez Montalbán, Ana María y Terenci Moix, J.M. Benet i Jornet, Maruja Torres y el economista Amadeu Petitbó, entre otros, así como todos aquellos amigos y vecinos que debían cruzar las Ramblas para venir a nuestro barrio, para jugar o beber una cerveza (los niños, sin los padres presentes, pedíamos una caña) en la Plaza Real, ¡y una de calamares a la romana, por favor!


lunes, 4 de febrero de 2019

TAMBORES DE GUERRA: ULTIMÁTUM A VENEZUELA



¿Otra guerra civil? ¿Otro país, supuestamente democrático, será invadido por otros países supuestamente democráticos, en nombre de unas supuestas democracias que han construido con muros y mares el gran cementerio marino de miles de emigrantes, de miles de fugados de la miseria que mueren abandonados en el mar?, se preguntan algunos en el bar.
Carajo, no se lo pregunten al viento, sino al petróleo, y si quieren más explicaciones, se pueden dar una vuelta turística por las ruinas de Irak, Libia, Siria, y otros lindos países, contesta un desconocido.
Infinitos son los atractivos de la nueva derecha nacional e internacional (que es la de siempre, repintada), comentan algunos en el bar.
Las buenas ideas, con sangre entran, replica la cuñada del dentista.
¿Quiere decir?, pregunta la sobrina de la peluquera, con sorna.
Es la fiesta final del petróleo, comenta la vidente del barrio.
¡A dónde iremos a parar!, exclama la dueña del bar.
A la fosa común, como siempre, apunta el humorista.
¿Se refieren al golpe de Estado cómplice de Venezuela y Catalunya?, pregunta un turista coreano en Barcelona.


viernes, 1 de febrero de 2019

JUNTOS, PERO NO REVUELTOS


"El candidato (Ernest Maragall) replica que el centro-derecha catalanista busca que alguien resuelva sus problemas de falta de unidad" (elperiodico.com).
Que una cosa es la izquierda (Esquerra Republicana, la CUP, Catalunya Podem, algunos del PSC), y otra el centro derecha (CiU, PdeCat, Junts per Catalunya, la Crida, o la próxima marca que sea), aunque todos sean más o menos catalanistas, comenta el politólogo en el bar.
Es decir, más o menos juntos en ciertas cosas, pero no revueltos, porque la derecha es la derecha (no olvidemos los recortes, etc.), y la izquierda es, o debería ser, la izquierda, ¿no?, apunta el humorista.
Que uno puede absorber a todos con la estrategia de la unidad, llegar al poder, y si te he visto no me acuerdo, como hacen ciertas multinacionales editoriales con la poesía, replica el poeta romántico del barrio.
Es usted un caso poético, llevando siempre el agua a su molino, dice la dueña del bar, riendo.
O arrimando el ascua a su sardina, añade la sobrina de la peluquera.
Dicho sea sin mala intención, añade la nieta del anarquista.

LAS PALABRAS NO CABEN EN LA PRISIÓN


En el bar, la vidente del barrio comenta que su abuela, republicana, siempre decía que "las palabras, son tantas, que no caben en la prisión".
Las palabras, escritas en los barrotes, salen volando de la cárcel, hacia otro mundo, donde las leyes prohíban encarcelar y maltratar en nombre de la Ley, unas leyes que rehabiliten y recuperen a los individuos de otro modo, viviendo, trabajando y discutiendo en libertad, comentan algunos en el bar.
Otros, estamos a favor de la mano dura, a favor del castigo ejemplar, aunque sea humillante, como pedagogía del bien y de la justicia, advierte la cuñada del dentista.
Cosas del mundo, del bien y el mal, divididos de manera siniestra, endemoniada, como una conspiración de brujas y brujos, añade la dueña del bar, de madre gallega. 













Uno de los dibujos de Franz Kafka

jueves, 31 de enero de 2019

HAY GOLPES Y GOLPES...



¿Lo de Venezuela no es un golpe de Estado y lo de Catalunya sí?, se preguntan algunos en el bar.
Presunta, presuntamente, que todavía no ha habido juicio ni sentencia, añade el politólogo del barrio.
Es de esperar que los condenen, por golpistas, replica la cuñada del dentista.
¿A quiénes, a los de Venezuela?, pregunta la vecina taxista, que ya no hace huelga.
No, mujer, a los de aquí, a los de España, contesta la cuñada del dentista.
¿Tejero otra vez?, pregunta la vidente, despistada.
¡Pero qué caray dice, me refiero a Cataluña, con eñe de España, como defendemos todos, VOX, PP, Ciudadanos y el ala rancia del PSOE, todos, como debe ser, ahí es nada, vaya goleada!, explica la cuñada de dentista.
Para goleada, Barça, 6 - Sevilla, 1, apunta la hija de la bibliotecaria.
Pues yo espero que absuelvan a los de aquí, aunque ya estén condenados de antemano por ciertos políticos y medios, por columnistas y tertulianos, dice la sobrina de la peluquera.
No hay que perder la esperanza, ¿no?, apunta la nieta del anarquista.
"Abandonad toda esperanza, quienes aquí entráis, es la inscripción que Dante Alighieri encuentra en la puerta del Infierno al iniciar su viaje”, lee la hermana del informático en Wikipedia.
Mal me lo pintas, Goliat, pero ya veremos, dice David, es el título de un monólogo que dediqué a un vecino corpulento que me llama gandul por la vida que llevo, comenta el humorista.
Cuídese de los vecinos, que de los clientes me cuido yo, ¡marchando, otra de berberechos!, exclama la dueña del bar.

lunes, 28 de enero de 2019

TAMBIÉN EN LA ABADÍA, COMO EN TODAS PARTES, CUECEN HABAS

Fotografía: Janet Xirgu, "Montserrat emboirada"

En todas partes cuecen habas, también en Montserrat, como ya me advertía una prima mía, en los años 70, que trabajaba en el supermercado de la Abadía, comenta alguien en el bar.
¡Creía que en aquellas montañas wagnerianas sólo había eremitas, místicos y excursionistas catalanistas!, exclama la cuñada del dentista, con sarcasmo.
Pues ya ve, contesta la vecina taxista, que ya no está en huelga.
Lo dicho: de abusadores los hay en todas partes, en España, en Catalunya, en toda Europa, América, África, Asia, Oceanía y la Antártida, en todas partes cuecen habas, y en mi casa a calderadas, apunta la nieta del anarquista.
¡Marchando, otro carajillo de ron Pujol!, anuncia la dueña del bar.
De todos modos, sigue habiendo presos políticos, ¿no?, pregunta la sobrina de la peluquera.
¿En dónde, en la Abadía?, repregunta la hija de la bibliotecaria.
No, mujer, aquí abajo, en la tierra, responde el politólogo.
Ah..., dice el tertuliano del barrio.
Ah, todo sigue igual..., repite el periodista en paro.
Igual, no, y aún podrá ir a peor, si se creen ustedes que son Napoleón en Waterloo, advierte un desconocido.
¡Menos mal que en el teatro, en el cine y en el circo todo es ficción y uno se siente libre de ataduras!, comenta el humorista.
Como en la poesía y en la novela, indica el poeta romántico del barrio.
Cualquier día los burócratas bajan de la jaula de oro y convierten su Poesía, Teatro y Circo en un partido político, apunta la hermana del informático.
¿Que no es todo ya teatro y circo de intereses creados...?, pregunta la vidente del barrio.
¿También la poesía?, pregunta la sobrina de la peluquera.
Joaquim Mir, "Montserrat" (1931)


domingo, 27 de enero de 2019

LA INFORMACIÓN Y LOS MILAGREROS INFORMATIVOS EN EL SIGO XXI

Fotografía: Janet Xirgu, "El poder de la estrategia"

Si una persona cae desde una altura de casi 100 metros (el monumento a Colón, de Barcelona, por ejemplo, tiene una altura de unos 60 metros, y sabemos que nadie sobreviviría a una caída desde arriba, ni siquiera a una desde un quinto o sexto piso), si este pozo tenía una profundidad de unos 70 metros, ¿por qué durante tantos días han estado hablando en los medios -informando, pero desinformado en realidad, por miedo periodístico a la verdad trágica o por otros intereses- sobre el posible rescate en vida del niño, como si los milagros existieran? El niño murió al caer a causa de los golpes, como es lógico en una caída así. ¿Se esperaba un milagro, como en la Biblia? Un milagro del siglo XXI, que sólo cree en milagros cuando le interesa.
Después de comprobar la muerte del niño por el impacto de la caída, ahora viene la segunda parte del morbo informativo: ¿Qué pasó realmente, cómo fue que un niño de dos años llegó hasta el pozo de esta finca familiar y cayó dentro? Y a vender, que es de lo que se trata..., comentan algunos en el bar.


sábado, 26 de enero de 2019

VENEZUELA NO ES CATALUNYA, AUNQUE TENGA SU BARCELONA



Unos en contra (Podemos, IU), y otros a favor (PP, Ciudadanos, VOX) del golpe de Estado en Venezuela, comentan algunos en el bar.
Lo de Venezuela no es un golpe de Estado y lo de Cataluña (con ñ) sí que lo es, replica la cuñada del dentista.
Además lo apoya Trump y otros de la derecha civilizada internacional, de toda confianza y rigor, afirma el marido de la cuñada del dentista.
Ah, si son de la derecha civilizada, como la del novio actual de mi madre, habrá un buen baile de bastones...., bromea la hija de la bibliotecaria.
Menos cachondeo y más firmeza del colectivo, advierte la vecina taxista.
La hermana del informático lee en Wikipedia: "Fundada el 12 de febrero de 1638 como Nueva Barcelona del Cerro Santo, en honor de Barcelona, ciudad de Cataluña, España, donde estudió y vivió su fundador el catalán Joan Orpí, nacido en la cercana villa de Piera. Actualmente es conocida simplemente como Barcelona."
¡Caramba, otra Barcelona!, exclama el humorista.
¡Y en Venezuela, tierra de petróleo, como saben políticos y multinacionales!, apunta el periodista en paro.
Si Venezuela fuera un país pequeño y pobre, nadie lo apoyaría, indica la nieta del anarquista.
Bien dicho, aquí todo el mundo se mueve por el interés económico, no por la libertad, comenta el poeta romántico del barrio.
Así es, falsas expresiones de gran democracia, y poco respeto a los otros pueblos, dice la vidente.
Como siempre, añade la sobrina de la peluquera.
¡Marchando, carajillo de “Anís del Mono”, de Badalona, como siempre! Por cierto, hoy no ha venido el politólogo, añade la dueña del bar.
Será que no tiene nada que decir, ¡como siempre!, exclama el humorista.


jueves, 24 de enero de 2019

TRÍPTICO: WATERLOO-CATALUNYA-ESPAÑA

Viñeta: Ferreres (www.ara.cat)

Tríptico del desbarajuste: Waterloo apelando al Tribunal Constitucional de España, contra la Mesa del Parlament de Catalunya, comentan algunos en el bar.
En la viñeta del dibujante Ferreres, vemos al presidente del Parlament, Torrent, perplejo bajo la carpa del circo, atado a una madera y esquivando como puede a los lanzadores de cuchillos Puigdemont y Pujol, mientras la derecha extrema, y la otra, brindan con una, dos o tres copas de cava o champán francés, comentan otros.

lunes, 21 de enero de 2019

REGRESO AL PASADO MARCANDO EL PASO...

Peridis (elpais.com)

Mientras unos se extravían tropezando y hablando de la República que no existe, otros avanzan sin parar hacia el Estado del pasado, que ya es presente renacido y el paso del futuro, comentan algunos en el bar.
Algunos aún no se han enterado y siguen haciendo el Napoleón en Waterloo, añade la cuñada del dentista.
"Tras la victoria en Waterloo las tropas aliadas se adentran en Francia en busca de Napoleón. El 1 de julio, Von Blücher ocupa Versalles, el 8 de julio se restaura la corona de Luis XVIII y dos días más tarde, el 10 de julio, Napoleón se rinde. Será exiliado el 26 de julio en la isla de Santa Elena, situada en la mitad del Atlántico”, lee la vidente en Wikipedia.
Qué fuerte, ¿no?, dice el politólogo, despistado.
No comparemos: Napoleón es mucho Napoleón, apunta la vecina taxista, que está en huelga napoleónica en la Gran Vía, Barcelona.
El futuro es negro, dice el poeta romántico del barrio.
¡No sea racista como el novio de mi madre!, exclama la hija de la bibliotecaria.
¡Qué mal pinta el futuro!, quiere decir el poeta, nada de racismos, explica el periodista en paro.
Ah..., ¿y la República, y los presos?, pregunta la nieta del anarquista.
Bueno..., algún día..., apunta la sobrina de la peluquera.
Entonces..., enton..., balbucea el tertuliano del barrio.
¡A seguir tocando la batería de la cocina, la cazuela!, exclama la cuñada del dentista, con sarcasmo.
La crueldad del poder es infinita, dijo alguien, apunta la nieta del anarquista.
Con el paso del tiempo, nada es infinito, aunque destruya infinitamente, añade un desconocido.
Paciencia y barajar, barajar y paciencia, ¡y otra cerveza, por favor!, resume el humorista.
¡Marchando, que hoy es lunes!, exclama la dueña del bar.

                                                Joan Brossa, Poema visual

domingo, 20 de enero de 2019

LA MALA EDUCACIÓN Y LA POLÍTICA



¿Por qué al hablar de política sale el monstruo maleducado, cruel e insultante, que llevamos dentro?, se pregunta alguien en el bar.
Sale el monstruo completo, más que al discutir de fútbol, comenta el politólogo del barrio.
Es el horror, el horror, apunta la vidente.
Es el odio. Es la voluntad de destrucción del otro, advierte la sobrina de la peluquera.
¿Aún vivimos en la Edad de Piedra?, pregunta la dueña del bar.
Ojalá, creo que no estaríamos mucho peor, contesta el humorista.
En la Edad de Piedra, vale, ¡pero no me quite móvil!, exclama la cuñada del dentista.


sábado, 19 de enero de 2019

SANGRE DERRAMADA



¡Y algunos dicen que no es necesaria la ley contra la violencia machista!, comentan en el bar.
No, señoras y señores, como siempre ha dicho mi cuñado y confirma VOX, es necesaria una ley que nos proteja a todos contra la violencia, no sólo a las mujeres, replica la cuñada del dentista.
Vaya, vaya, ¿no será que su cuñado, el dentista, ha perdido la muela del juicio y no se ha enterado?, pregunta el humorista.
¿Qué son las "muelas del juicio"?, pregunta la hija pequeña de una vecina.
"Las muelas de juicio retenidas son los terceros molares que se ubican en la parte posterior de la boca y que no tienen suficiente espacio para emerger o desarrollarse normalmente. Las muelas de juicio retenidas son las últimas muelas adultas que aparecen en la boca (erupcionan). La mayoría de las personas tiene cuatro muelas de juicio en la parte posterior de la boca", lee en Internet la sobrina de la peluquera.
Pues eso: el cuñado dentista debe de tener las muelas del juicio retenidas, apunta la nieta del anarquista.
No sólo las muelas del juicio, bromea la vidente.
Cuando era joven escribí una elegía a las muelas del juicio perdidas de una novia, explica el poeta romántico del barrio.
¿Y fue por eso que lo abandonó?, pregunta la hija de la bibliotecaria.
¡Un respeto, que los poetas sólo son abandonados por las musas!, exclama el humorista.
Ya decía yo..., añade la vecina taxista, que está otra vez en huelga.
Taxistas oficiales persiguiendo a taxistas infiltrados, apunta el periodista en paro.
¿No será otra estrategia del comisario fabricante de cintas grabadas?, pregunta el politólogo.
Ahora voy en patinete, dice la hermana del informático.
Ojalá vengan todos, taxistas y no taxistas, con patinete o bicicleta, a tomarse el carajillo aquí, pregona la dueña del bar.
Recuerden todos: ¡Mujeres asesinadas, no muertas!, exclama la sobrina de la peluquera.
Viñeta: Enrique Herreros

viernes, 18 de enero de 2019

EL CUPÓN DIARIO DE LA ONCE



EL CUPÓN DIARIO DE LA ONCE

I

La ONCE (Organización Nacional de Ciegos de España) y Franz Kafka, juntos en un cupón, comenta la vidente del barrio.
¿Esto es una ironía?, pregunta la sobrina de la peluquera.
¡Esto es un panfleto!, responde la cuñada del dentista.
¿Un panfleto?, ¿hemos perdido el juicio, el sentido común?, apunta el humorista.
Vamos de mal en peor, advierte la dueña del bar.


                                                         II

Sorprendente: Kafka en un cupón de la ONCE.
"¡Dos iguales para hoy!", pregonaba el ciego de la esquina de la calle Escudellers, cuando Barcelona aún no era turística ni tan selvática.
Mi madre los compraba un día sí y un día no: "Dos números iguales, por favor", le pedía al ciego de la esquina, cuyos cupones colgaban de su chaqueta, prendidos en un armazón metálico y ondeando al viento (cuando hacía viento en las esquinas frías o calurosas del barrio).