lunes, 30 de enero de 2017

POEMA INÉDITO DE CRISTINA PERI ROSSI

ANOCHÉ SOÑÉ CON TU SEDUCCIÓN
II

Salones
cortinas
escaleras

mujeres desconocidas deambulando
de pronto te vi

alta morena
espesa cabellera negra
ojos brillantes

me lanzaste un dardo
una profunda mirada de complicidad
y perdí el rumbo
perdí el tiempo
perdí el tino
perdí el regreso
perdí a quien me esperaba en una habitación

Te busqué
esa complicidad anunciada
esa noble dulzura
la silueta de los sueños más profundos

Habías desaparecido
y yo estaba sola
extraviada
buscando anclar en los salones
revueltos como mares.

Sola y extraviada
como Dante vio a Beatriz
un instante
y la amó toda la vida
toda la escritura.


domingo, 29 de enero de 2017

EL GUATEQUE, RAPHAEL Y GUZMÁN DE ALFARACHE

Las chicas y chicos de las camisetas se van de guateque juntos con el sí, señala el politólogo del barrio.
Vamos directos al referéndum, anuncia la sobrina de la peluquera.
Querrás decir directamente al juzgado, replica la fiscal del barrio.
Directamente a las urnas, señala la nieta del anarquista.
¡Directamente a la cárcel!, advierte la cuñada del dentista.
“No me ameneces”, cantaba Raphael, apunta la librera del barrio.
“Porque estás que te vas, / que te vas, que te vas, / y aún no te has ido”, añade cantando la cuñada del dentista.
Esto o algo parecido se lo cantaba mi madre a un novio cubano, dice la hija de la bibliotecaria.
Regreso al futuro, a la república, señala la vidente del barrio.
Directamente al vermut popular, ¡marchando tortilla de patata y pan con tomate!, anuncia la dueña del bar.
¡Pero que sea sin cáscara, por favor!, exclama el humorista..
Ni tropezones de hueso de polluelo, aquellos que Guzmán de Alfarache encontraba en la tortilla, apunta el poeta romántico, picaresco.
La vidente lee en internet: “Una tortilla de huevos, que pudiera llamarse mejor, emplastro de huevos..., sentía crujir entre los dientes los tiernecitos huesos de los sin ventura pollos, que era como hacerme cosquillas en las encías”, de Mateo Alemán, Vida y hechos del pícaro Guzmán de Alfarache, añade la vidente.
Erudita estáis, señora mía, apunta el poeta, sorprendido.

Las crisis, con tortillas de picaresca, pasan mejor, responde la vidente del barrio.

UN GRAFFITI, EL EX, Y PABLO NERUDA Y PACO IBÁÑEZ

Hoy, al venir para acá, he leído un graffiti, dice la hermana del informático:

Uno: No soy españolista, pero Cataluña es España.
Dos: No soy catalanista, pero Catalunya es Catalunya.
Tres: ¿Quién soy?

Empate y enigma, indica el politólogo.
Así no queda resuelto el interrogante, el enigma, ignoramos la respuesta, el resultado, apunta la sobrina de la peluquera.
¡Otra vez con el referéndum, pareces el exjuez, exsenador y exconstitucionalista dando clases de espionaje por los pueblos!, replica el humorista del barrio.
Un graffiti enigmático, como los poemas que mi madre recibía por correo, indica la hija de la bibliotecaria.
Sería un vecino enamorado, apunta la vidente del barrio.
O un seductor gongorino, señala el poeta romántico.
La expresión “¡cony de temps!” es más musical que “¡coño de tiempo!”, me aseguraba el otro día un cantante de rumbas, explica la nieta del anarquista.
A mí me gusta más: "Todo en ti fue naufragio", de Neruda, cantado por Paco Ibáñez, indica la librera del barriio.
¡No me hable de este anticapitalista del desacato, que mi hija, antes de ser esposa y madre, coleccionaba todos sus discos!, exclama la fiscal del barrio.
Ah, si yo le contara, ¡marchando una de patatas bravas!, dice la dueña del bar.

sábado, 28 de enero de 2017

CRISTINA PERI ROSSI: POEMA INÉDITO


ANOCHÉ SOÑÉ CON TU SEDUCCIÓN

II
Salones
cortinas
escaleras

mujeres desconocidas deambulando
de pronto te vi

alta morena
espesa cabellera negra
ojos brillantes

me lanzaste un dardo
una profunda mirada de complicidad
y perdí el rumbo
perdí el tiempo
perdí el tino
perdí el regreso
perdí a quien me esperaba en una habitación

Te busqué
esa complicidad anunciada
esa noble dulzura
la silueta de los sueños más profundos

Habías desaparecido
y yo estaba sola
extraviada
buscando anclar en los salones
revueltos como mares.

Sola y extraviada
como Dante vio a Beatriz
un instante
y la amó toda la vida
toda la escritura.

Cristina Peri Rossi


viernes, 27 de enero de 2017

"EL JUEGO DE LA OCA, Y TIRO PORQUE ME TOCA"

Dicen que la Hacienda catalana ha robado a la Hacienda española los datos fiscales de los contribuyentes catalanes, lee la hermana del informático en internet.
¿Si los tiene la Hacienda española por qué no puede tenerlos la Hacienda catalana?, pregunta la sobrina de la peluquera.
Ni hacienda ni nada, aquí sólo hay malos recaudadores, no una verdadera Hacienda, como Dios manda, y exjueces que redactan Constituciones del Desacato, replica la cuñada del dentista.
Los datos fiscales son sagrados, reservados, y sólo pueden ser utilizados en caso de necesidad por las autoridades competentes, explica la fiscal del barrio.
Si son sagrados, y como Dios manda, ya tenemos nueva virgen o beata: la Inmaculada Concepción de los Datos Fiscales, bromea la sobrina de la peluquera.
Los países más corruptos hacen bandera de la pureza inmaculada de la economía, ¿por qué será?, pregunta el politólogo.
¿Será para tapar las propias vergüenzas fiscales, nada poéticas?, contesta con otra pregunta el poeta romántico.
Datos, confesión fiscal, que un día, cuando interese, será violada y publicada en portadas de periódicos y revistas, señala la vidente del barrio.
En estas sociedades nuestras tan cínicas y corruptas, donde nadie respeta nada, donde todos exhiben sus intimidades y muestran la última basura sentimental en las redes sociales, en los programas de radio y televisión, en películas y prensa amarilla, ¿nos hacemos los puritanos y nos escandalizamos por la prostitución de los sacrosantos datos fiscales?, advierte la nieta del anarquista.
Como dice un novio de mi madre, “yo lo exhibo todo, excepto mi cartera”, apunta la hija de la bibliotecaria.
Yo no tengo novia ni datos fiscales, / ¡y soy menos que nada! ”, canta un borrachín que entra y sale del bar, imitando al mexicano Cuco Sánchez, anuncia.
¡Como le oiga Trump!, dice el humorista del barrio.
¡Marchando, una empanada fiscal, digo, una de atún y tomate!, exclama la dueña del bar. 

miércoles, 25 de enero de 2017

"HORA DE POESÍA", O CUANDO TODOS ÉRAMOS AUTODIDACTAS

En noviembre de 1978 Jaime Gil de Biedma presentó en la Galería Serrallonga, en la calle Mercaders, de Barcelona, el primer número de la revista Hora de Poesía, que fundamos gracias a la convocatoria y mecenazgo de Javier Lentini, médico y poeta. Estaban presentes, entre otros, Juan Marsé, Carlos Barral, Josep Mª. Carandell, Carme Riera, Félix de Azúa y Beneyto.
En los primeros números me cuidaba de una sección dedicada a la poesía catalana, titulada Catàleg de miniatures. Eran notas muy breves, unas pocas líneas escritas en castellano dedicadas a reseñar novedades de poesía catalana, prosa poética, etc., publicando en edición bilingüe los versos de los autores citados.
Eran notas demasiado líricas, surreales e "impresionistas", como me indicó un día el poeta y matemático Carlo Frabetti, con toda razón, aunque no lo acepté de inmediato. Realmente, no era lo mío la crítica literaria, aquellas notas desmesuradas de poesía lírica y a veces cursilona, de la que aún tardaría unos años en liberarme, hasta que, leyendo, leyendo, encontré mi "forma" en el poema en prosa y el cuento, en castellano, y la poesía satírica en catalán.
Cosas de juventud, en aquellos días en que todos éramos autodidactas, unos más que otros, es cierto. Pero algunos, aun no siendo universitarios de ley, deambulando extraviados de aquí para allá, al final conseguimos el tristemente célebre carnet del SEU (Sindicato Español Universitario, del Movimiento inmóvil) en la entonces llamada Escuela de Graduados Sociales. Así, pues, gracias a ese carnet del SEU ya podíamos ir a ligar a las piscinas universitarias, situadas en la Diagonal (Avda. Generalísimo Franco), como si fuéramos universitarios de toda la vida, sin pasado laboral (sólo fui un día con un amigo, y ya no volvimos más, no nos gustaba aquel ambiente de "Piscinas y Deportes", de pijos universitarios nadadores y nadadoras).
Sin embargo, no todo era malo: en la Escuela teníamos una buena biblioteca, con mesa y sillones de madera noble, donde empecé a leer el Diccionario de la RAE y el libro Hacia una ciencia general y unitaria del Derecho, de nuestro profesor, Jaime (Jaume) Mans Puigarnau, el catedrático que polemizaba en el aula con el espectro del famoso jurista constitucionalista checo Hans Kessel y su Teoría pura del Derecho, cuya autonomía jurídica, positivista, se oponía al Derecho Natural, nos explicaba el profesor, y que nosotros nos esforzábamos por entender, embelesados, atendiendo sin embargo más al ideal del amor platónico que al jurídico.
Esto ocurría cuando todos éramos jóvenes y autodidactas, incluidos los universitarios que no querían limitarse a lo estrictamente recomendado por la censura, por las autoridades académicas, políticas, jurídicas y policiales.

martes, 24 de enero de 2017

DE PARLAMENTOS, BARES Y OTRAS REUNIONES FAMILIARES

Los pesados de siempre, Puigdemont, Junqueras y Romeva, ofrecerán hoy un vermut-conferencia en el bar del Parlamento Europeo, al cual sólo acudirán miembros de la extrema derecha, como declara el ministro González Pons, que ha enviado “un correo electrónico a los 217 eurodiputados del PP europeo pidiendo que no asistan a esa conferencia-vermut”, explica la cuñada del dentista. Por temor a que se junten en el bar con los de extrema derecha, partidarios, como sabe todo el mundo, de la independencia catalana, añade la cuñada.
Lástima que el otro día no pudiera ir a la sesión inaugural del ciclo El necesario fortalecimiento de España, a cargo de Dn. José María Aznar, se lamenta la vecina que fiscaliza.
Para fortalecimientos, Oli de fetge de bacallà (aceite de hígado de bacalao), vitamínico que no hay que confundir, decía mi abuelo, con el aceite o purga de ricino que te introducían para parlamentar, comenta la nieta del anarquista.
¿Los Parlamentos no sirven para hablar con libertad?, pregunta la vidente del barrio.
Parlamento: “Es el término con que se designa a la asamblea de los representantes populares, que deriva del francés “parlement”, vocablo que expresa la acción de “parler” (hablar): un “parlement” es una charla o discurso, y por extensión se aplica a la reunión de representantes del pueblo donde se discuten y resuelven los asuntos públicos”, lee en Wikipedia el politólogo.
Lo dicho: un Parlamento no es ese bar europeo al que van los secesionistas, replica la cuñada del dentista.
Le preguntaremos a Bárcenas a qué bares y restaurantes con sobres y huevos rellenos acuden los suyos, apunta la sobrina de la peluquera.
Mi familia y otros animales, un libro fantástico de Gerald Durrell, recomienda el humorista.
¡Marchando cerveza y calamares al parlamento, digo, a la romana!, exclama la dueña del bar.


lunes, 23 de enero de 2017

¿QUIÉN TEME A DONALD TRUMP?, Y MAO EN CHINA

Después de los millones y millones de muertos de la primera guerra mundial (1914-1918) y la segunda guerra mundial (1939-1945), ambas originadas en la Gran Europa civilizada; después de las guerras de Vietnam, Irak, Afganistán, Siria, y otras muchas aquí y allá, ¿qué más pueden hacernos?, ¿quién teme a Donald Trump?, preguntan algunos muertos, heridos y supervivientes, convocados hoy en el bar por la vidente del barrio, alrededor de una mesa.
Pueden rematarlos, advierte el politólogo.
¿Como hicieron con las dos bombas atómicas sobre Hiroshima y Nagasaki arrojadas bajo el mandato del presidente Truman (no confundir con Trump), o como en las guerras de hoy y los atentados terroristas, o como ahora mismo en los campos de los mal refugiados?, responden con otra pregunta los heridos, los muertos y los supervivientes.
Puede ser peor aún: la guerra final, la destrucción del planeta, advierte la dueña del bar.
Por fin, ya era hora..., susurra una clienta desconocida.
Así , pues, ¿no hay esperanza?, pregunta la sobrina de la peluquera.
“Gracias a los hombres sin esperanza nos es dada la esperanza”, indica el poeta del barrio citando una frase de Walter Benjamin.
Bajo el cielo, todo es un gran caos. La situación es propicia”, decía mi abuelo al recordar la estrategia revolucionaria de Mao en China, explica la nieta del anarquista.
Sólo los privilegiados tienen miedo, confiesa uno de los muertos a la vidente del barrio. 

domingo, 22 de enero de 2017

LAS CLOACAS DEL MUNDO Y LOS ESTADOS

El politólogo del barrio comenta en el bar: El agente Alec Leamas, en "El espía que surgió del frío", de John Le Carré, considerada una de las mejores novelas de espionaje, cuyo personaje fue interpretado por Richard Burton en la película de Martin Ritt, dice:
"Nuestra política es pacifista, pero nuestros métodos no pueden ser menos rudos y ruines que los de nuestros enemigos."
Esto es, el monopolio de la violencia por parte de los Estados y sus cloacas, indica la sobrina de la peluquera.
¿Y si una es pacifista y no acepta la violencia de ningún manera?, pregunta la nieta del anarquista.
No hay problema, niña: te eliminan, y punto, responde la vidente del barrio.
Pues Gandhi era pacifista y derrotó al poderoso colonialismo inglés, apunta el poeta romántico.
¿Con una flor en la mano...?, bromea la cuñada del dentista.
Lo que decía: lo asesinaron, como a Martin Luther King, contesta la vidente.
Una buena pregunta para Truman, digo, para Trump, dice el humorista del barrio.


viernes, 20 de enero de 2017

MOVIMIENTOS Y MOVIMIENTOS, Y LA PASTELERÍA FOIX DE SARRIÀ


Lee la hermana del informático: Los 'comuns' apuestan por crear una "república catalana" (elperiodico.com)
..............................
Frente al inmovilismo conservador, movimiento utópico, comenta el politólogo del barrio.
¡Ya lo decía yo, el Movimiento Nacional fue un gran hallazgo!, indica la cuñada del dentista.
Señora, que no me refiero a ese movimiento, replica el politólogo.
Por lo menos, aquel Movimiento no era ilegal, tenía unas leyes que lo amparaban, contesta la vecina que fiscaliza.
¡Las Leyes Fundamentales del Estado, que daban seguridad jurídica!, interviene la cuñada del dentista, nostálgica.
Exacto, y si hablabas de más y te oían, el movimiento te amparaba y te hacían andar hasta la comisaría más cercana!, exclama la vidente del barrio.
Esto lo recuerdo: había una o dos comisarías de grises en cada barrio de Barcelona, por ejemplo, en el barrio gótico había una en la calle Ancha, cuyo calabozo subterráneo tenía un ventanuco cerrado que daba a la calle, explica el poeta romántico.
Otros tiempos, donde nada se movía, apunta la dueña del bar.
Esperemos que no salgan al mercado nuevas aplicaciones para modernizarlos, ¡como el móvil!, bromea la nieta del anarquista.
¡Esta gente se ríe de todo!, humor de mal gusto, barriobajero, sedicioso, de raíz polaca, como dice mi marido, contesta la vecina que fiscaliza.
"On he deixat les claus...", dónde he dejado las llaves, como decía el poeta Foix, recita el humorista del barrio.
¿Lo ven?, ¡ahora me sale con unas llaves!, ¿para abrir qué?, se altera la cuñada del dentista.
Pero, ¡qué dice, señora!, es un poema de J.V. Foix, el poeta que tenía una pastelería en Sarrià.
Pastelería..., ya, ya. ¡Siempre con simbolismos!, replica la cuñada del dentista.

KAFKA Y VIRGINIA WOOLF EN LA PLAYA


Kafka, con su amigo Max Brod, y Virginia Woolf con el crítico de arte Clive Bell. 

jueves, 19 de enero de 2017

LOS PREMIOS Y EL PRECIO DE LA ELECTRICIDAD


"¿Los premios se dan a favor de..., o en contra de...?", me preguntaba ayer mi madre, a la hora de cenar, comenta la hija de la bibliotecaria.
Sería una pregunta retórica, ¿no? ¿Qué respondiste o respondió tu madre?, interroga la fiscal del barrio.
Bueno, le dije que no entendía la pregunta, cuando, de pronto, sale otra vez Obama en la pantalla anunciando que volverá si Trump se porta mal como sheriff, y ya no hablamos más del tema, contesta la hija de la bibliotecaria.
A mí me parece que tu madre quería decir que los premios, culturales, políticos, honoríficos, remunerados, nacionales, locales o lo que sea, se dan más en contra de unos posibles premiables que a favor de los propios premiados..., a veces, claro, no siempre es así, explica y duda el poeta romántico del barrio, que, de premios dados y no dados, sabe un rato largo, añade, rimando.
Interviene la cuñada del dentista recordando que al cantante Raimon le dieron aquí, en el año de la famosa consulta, un premio honorífico, y que al día siguiente va y declara en un periódico que él, como valenciano, no puede ser independentista catalán ¡fue buenísimo!, indica la cuñada del dentista, riendo.
También dijo que está favor del derecho a decidir y de los referéndums, lo recuerdo muy bien, replica la hermana del informático.
No se meta en este fregado, / que acabará escaldado”, cantaba mi abuela, recuerda el politólogo.
Con estos fríos, nada mejor que hervir un buen caldo, bromea la nieta del anarquista.
Caldo a la catalana, de pollo o gallina, introduzca nabo, ajo puerro, chirivía, zanahoria, pelota (carne enharinada, sal y pimienta, miga de pan mojada con leche, rompa un huevo y todo bien amasado con la yema, añadiendo luego la pasta (galets, fideos) y butifarra negra, si uno quiere, manteniendo el hervor a fuego lento un par de horas, recomienda el humorista.
¡Siempre con la butifarra, el huevo roto y el desacato en la punta de la lengua!, exclama la fiscal del barrio.
Vamos, que unos y otros no se tienen el cariño que debieran, como ha declarado Susana Díaz sobre el PSOE, dice la vidente del barrio.
¡Atención, atención, cuidado con los enchufes, digo, con enchufar lavadoras y calefacciones, que la electricidad anda disparada!, advierte la dueña del bar.
Jo pos per testimoni les gavines (Y pongo por testigo a las gaviotas), de Carme Riera, tengo un ejemplar en la tienda, informa la librera del barrio.


















martes, 17 de enero de 2017

EL LUNES MÁS TRISTE DEL AÑO, EL CIRCO Y LOS ELEFANTES BOXEADORES


Cierra el circo de los hermanos Ringling, El mayor espectáculo del mundo sobre la tierra, después de 146 años, por culpa de los “animalistas”, que son aquellos “niños que nunca han ido al circo”, como decían ayer algunos informativos. Que nunca han ido a ver al domador de leones, a los caballos trotando con saltimbanquis, a los monos haciendo monadas, a los perros bailarines o a los elefantes boxeadores,  comenta bromeando la vidente del barrio.
Hoy, 16 de Enero, es el lunes más triste del año a causa del despilfarro de las fiestas y el incremento del frío, proclaman cada año expertos y publicistas de lo banal, comenta el politólogo.
En España, mientras tanto, no hay problemas de circo político, y sigue el espectáculo de la banalización del mal y del nazismo cada vez que, en la feria o corte de los milagros, asoma la cabeza un catalanista, añade la nieta del anarquista.
Querrás decir una cabeza de títere, replica la cuñada del dentista.
Dejaré de ser catalanista cuando sea catalana de pleno derecho, como lo es un español en España, advierte la sobrina de la peluquera.
Ya estamos otra vez con el mismo sermón, replica la fiscal del barrio.
¿En las ferias aún hay tiro al blanco y autos de choque?, pregunta la hija de la bibliotecaria.
Nada de choques, niña, no provoques: el ejército quiere instalar un museo histórico militar en Barcelona, con ánimo pedagógico y pacifista, ¡y no les dejan los de Ada Colau y otros con sus sermones!, declara la vecina que fiscaliza.
Para sermón, el que oirán Isabel Preysler y Vargas Llosa en su boda secreta con guadaespaldas, apunta la hija de la bibliotecaria, riendo.
Policía secreta es la que había antes en las Universidades y en los Cine-Fórum, indica la vidente del barrio.
Usted no hable mucho, que he leído en "La Vanguardia" que la policía nacional detuvo a la famosa vidente Pepita Vilallonga y a cuatro videntes más por una presunta estafa de 300.000 euros por anunciar y vender candelas y rotuladores rojos, objetos de oro y otros artilugios milagreros para conseguir un mejor trabajo, explica la cuñada del dentista.
Yo soy una maga insurrecta, liberada y anticapitalista, responde la vidente del barrio.
Estas brujas son las peores, como dirían los amigos de don Mariano, replica la vecina que fiscaliza.
¿Boda secreta en peligro? Tanto escribir para acabar discutiendo con la ex y bailando merengue con la futura, comenta la dueña del bar.
Que no es la tía Julia, añade la hermana del informático. 
Adiós a las armas, libro y película, los tengo de rebajas en la tienda, anuncia la librera del barrio.
De niño me encantaba subir a las montañas rusas, evoca el poeta romántico.
¡Como Obama y Trump!, exclama el humorista.
Mientras no se mareen con tantas curvas, subidas y bajadas..., dice la dueña del bar.















sábado, 14 de enero de 2017

LA BANCA, EL BANQUERO Y EL LAZARILLO DE TORMES

El director del Banco de Sabadell, con motivo de la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea sobre el abuso de las “cláusulas suelo” por parte de las entidades financieras españolas, declara que vivimos en el país del Lazarillo de Tormes, un país de pícaros donde todos quieren pillar dinero reclamando a los bancos y atacándolos sin piedad (clientes, abogados, jueces...), comenta el politólogo del barrio.
¿Por qué no ha dicho “Poderoso caballero es don Dinero”?, pregunta la sobrina de la peluquera.
Un poema de Quevedo muy actual, cantado por el gran Paco Ibáñez, añade la nieta del anarquista.
¡No me hables del anticapitalista Paco Ibáñez, que además es catalanista y canta mal!, advierte la cuñada del dentista
¡Menos mal que el señor director del Sabadell no ha mencionado al gobierno ni a los fiscales!, advierte la vecina que fiscaliza.
¡A ver si aún, con todo ese cuento, vamos a salir perjudicados los accionistas!, exclama la cuñada del dentista.
Aquí cabe otro poeta: “Ándeme yo caliente y ríase la gente”, de Góngora, apunta la vidente del barrio.
Hay un dibujo en que aparecen cortadas las cabezas de Quevedo y Góngora, dice la hermana del informático.
¡Con tanto poeta suelto, perdemos de vista la realidad de las cosas, señoras y señores: los bancos deben ser sagrados y respetados lo mismo que el cuerpo cardenalicio, el Real Madrid, el Barça, el Real Club Deportivo Español y las demás instituciones!, exclama la vecina que fiscaliza.
¿Y el Hospitalet y el Sant Andreu?, pregunta el humorista.
¡Marchando dos cervezas y una de calamares al vaticano, digo, a la romana!, grita la dueña del bar.



martes, 10 de enero de 2017

LA MUERTE DE LOS KIOSCOS DE PRENSA

Todas las casas del barrio gótico de Barcelona están cerca de un bar, de una tienda de ropa o de una zapatería (en realidad, locales de zapatillas deportivas o algo parecido, como si todos fuéramos a jugar a baloncesto o nos apuntáramos a una maratón suicida).
Pero pronto será imposible encontrar un kiosco de diarios, revistas y cómics.
Queda uno en la calle Avinyó, que dentro de unos meses cerrará por jubilación. (En la fotografías, el kiosco de la calle Avinyó. Los padres de la actual propietaria abrieron uno hará más de cuarenta años, un puesto humilde situado en la otra acera de la calle, justo enfrente. Empezaron a trabajar en la dura acera, sin local, como un vendedor ambulante, prendiendo contra la pared diarios, revistas y tebeos con unas pinzas, como si colgaran de un tendedero de ropa. Al lado de la farmacia "La Creu", en el mismo edificio donde todavía existe una famosa logia masónica, esquina calle Comtessa de Sobradiel).
Hasta hace poco había también un kiosco-tienda en la Plaça Sant Jaume, que ha tenido que cerrar al finalizar el contrato de alquiler.
Queda otro en Portal de l'Àngel, que seguramente no continuará cuando lo deje el kiosquero, que ya es mayor.
No cuento los kioscos de las Ramblas, porque se han convertido en tiendas caóticas de souvenirs, todo al servicio del turista, igual que algunos puestos de la antiguas floristas.
¿Deberemos hacer el turista e ir en bicicleta eléctrica o patinete supersónico por toda Barcelona para conseguir un periódico, revista o cómic de papel, o un ramo de flores? 

domingo, 8 de enero de 2017

REYERTA DE MENDIGOS POR EL CATALUNYA-ESPAÑA



¿Han leído lo que sucedió el otro día en Barcelona?, pregunta la hermana del informático. Ocurrió en un bar de la calle Sant Pau (antes calle San Pablo), finalizada la Cabalgata de los Reyes Magos, informa el periódico “La Vanguardia”: “El bar estaba a punto de cerrar, la discusión, absurda, subió de tono cuando empezaron a pelearse por el fútbol y acabaron defendiendo uno la independencia de Catalunya y el otro la unidad de España. Uno de ellos sacó una navaja e invitó al otro a seguir la trifulca en la calle”. El dueño del bar intentó interponerse y evitar que el hombre que no iba armado saliera a la calle. Pero las buenas intenciones del pakistaní le costaron un violento empujón que lo derribó al suelo. Ya en la calle, el agresor dio una primera puñalada. Cuando la víctima yacía en el suelo, asestó una segunda que resultó mortal." http://www.lavanguardia.com/…/barcel…/20170107/413153439435/

¡Ven, ven, ya lo decía yo: la Generalitat haciendo proselitismo entre los vagabundos, mendigos e indigentes por el referéndum y la independencia, y luego se matan!, exclama la cuñada del dentista.
Seguro que el borracho catalanista le ha dado un navajazo al español, dice un cliente desconocido.
Además, quieren internacionalizarlo poniendo a un pakistaní de por medio, añade la fiscal del barrio.
Señora, el pakistaní es el dueño del bar, dice la nieta del anarquista.
Qué raro, eso es lo que dicen, ¿no será un mediador político internacional ubicado estratégicamente en el Raval?, esponde la cuñada del dentista.
¿Que ha fumado algo hoy?, pregunta la sobrina de la peluquera.
¡A mí nadie me llama fumadora!, advierte la cuñada.
¡Alucinante!, salta la hija de la bibliotecaria.
Ver para creer, indica el poeta romántico.
Carta a la vidente”, del poeta Rimbaud, apunta la librera del barrio.
Pues yo no he recibido esta carta, advierte la vidente del barrio.
Iluminaciones de poetas, no haga caso, replica el politólogo.
¡España-Catalunya en el Raval (antes Barriochino)!, ¿cuándo juegan?, pregunta el humorista.
¡Que no sea en mi local!, exclama la dueña del bar.
















Fotografía: M. Sagan, Graffiti con Rimbaud

sábado, 7 de enero de 2017

"MANOS PELIGROSAS": CINE CASTILLA Y CINE ALARCÓN, DE BARCELONA


El Cine Castilla estaba en la calle Obradors, esquina calle Rull, y la mayoría de los niños entrábamos por la calle Escudellers.
Como era un cine de barrio, muy familiar, no lo frecuentaban los pederastas.
Aunque en el Cine Alarcón, que estaba en la misma calle Escudellers, junto al Bar Cosmos, ya comenzaba en realidad la ruta de la selva para los niños que iban solos al cine.
El acoso de los pederastas, en los años 50-60, aumentaba en el Cine Latino, ya en las Ramblas, que estaba entre el Cine Principal Palacio y el Cine Ramblas, y un poco más allá el Cine Mar.
El acoso continuaba en el Cine Edén y Cine Barcelona, situados en la calle Conde del Asalto (o calle Nueva), y el Cine Unión, en la calle del mismo nombre, junto a la Rambla.
Por lo menos así ocurría a este lado de Ciutat Vella, donde estaban los cines que más frecuentábamos de niños, en familia o bien cuando ibámos solos, muy a menudo (el cine y los tebeos eran nuestra locura).
Más allá, en el corazón del Barriochino y el Paralelo, algunos amigos vivían lo mismo que a este lado del barrio, junto a las Ramblas.
Era en esta zona donde comenzaba para los niños el verdadero peligro de la selva de esos perseguidores que se encaprichaban obsesivamente de este o aquel niño (te seguían de un cine a otro, saltaban de una butaca a otra detrás tuyo, hasta que intervenía el acomodador del cine enfocándolos con su linterna).
O simplemente te levantabas y te ibas del cine, harto y atemorizado por aquellas "manos peligrosas", que no eran precisamente de ficción, las manos peligrosas de una película policiaca).

..............................................................................................................
Fotografía: Oriol Maspons,  Calle Escudellers 
(Se puede ver un poco el cartel del Cine Castilla que se anuncia en la esquina, cerca del Bar Tequila, famoso en el barrio por sus billares, juergas de marines y un par de futbolines, situados a la entrada del bar, donde jugábamos los niños aunque las madres nos prohibían ir).

jueves, 5 de enero de 2017

FARORILLOS DE BAILE, "FANALETS" DE CABALGATA

Debería estar prohibido ir con farolillos locales que desafían el buen orden de la Cabalgata de los Reyes Magos, advierte la vecina que fiscaliza.
Prohibido farolear con farolillos estrellados en la Cabalgata de los Reyes Magos, apunta el humorista.
Otro escándalo más. No rompan la magia de los Reyes Magos, no jueguen con la ilusión de los niños, no politicen el buen transcurrir de la Cabalgata, advierte la vecina que fiscaliza.
No jueguen con la ilusión de los niños, que nosotros ya jugamos con el salario mínimo de sus padres y las pensiones de sus abuelos, apunta la vidente del barrio.
Esto es otra cosa, no hagan demagogia barata, replica la cuñada del dentista.
Dicen que esta movida de los “fanalets estelats” hace ya cuatro años que se viene haciendo y nadie protestaba, comenta el politólogo.
Más vale tarde que nunca, repito, no jueguen con la ilusión de los niños, dice la vecina que fiscaliza.
Cuando desahucian a madres y padres de sus casas, cuando los despiden de los trabajos precarios, ¿entonces no piensan en la ilusión de sus hijos, de los niños?, pregunta la nieta del anarquista.
Otra que hace demagogia, es increíble, replica la cuñada del dentista.
Defiendo las ideas y los intereses de los demás, cuando benefician los míos, ¿no?, indica el poeta romántico.
No se puede hablar con ustedes, todo es demagogia, todo es desacato, sentencia la vecina que fiscaliza.
¡Brindemos por los Magos, aunque no sean reyes, y esto no es desacato republicano!, exclama la dueña del bar.












miércoles, 4 de enero de 2017

SALTO A LA FAMA

Salto a la fama, dice la hermana del informático leyendo titulares de prensa en el móvil: Puigdemont, el todavía presidente de la Generalitat, colocado en un ranking de 12 terroristas internacionales, en el periódico: http://www.politico.eu/article/dirty...-beppe-grillo/
Terroristas, no, maticemos: Desestabilizadores del sistema, sólo desestabilizadores. Pero al fin se dicen las cosas claras, confirma la vecina aficionada a fiscalizar, más conocida como la fiscal del barrio.
Las cosas claras y el chocolate espero, sentencia la cuñada del dentista.
El chocolate espeso, como las ideas de los novios de mi madre, bromea la hija de la bibliotecaria.
Dicen que el autor de este artículo es el periodista angloindio Tunku Varadarajan, que llegó a “convertirse en el corresponsal de preferencia de la Moncloa de Aznar, quien le llegó a invitar personalmente a acompañarle en el avión presidencial”. Pueden leerlo en: http://felipesahagun.es/tunku-el-real-madrid-y-lecciones-de-periodismo/, explica el politólogo del barrio.
No es el ciprés, sino la intransigencia neoliberal y sus representantes quienes tienen la sombra alargada, replica el poeta romántico.
El pez grande se come al pez pequeño, apunta la sobrina de la peluquera.
¡No haga proselitismo barato de peces, que las cosas están claras: Puigdemont en el ranking de los 12 desestabilizadores internacionales del sistema!, exclama la cuñada del dentista.
¿Pero no decían que era un buen chico de Girona, de familia de pasteleros?, ironiza la nieta del anarquista.
La palabra, niña, la palabra, que también puede ser dañina, revolucionaria, maligna, replica la cuñada del dentista.
Pido la paz y la palabra”, un poema de Blas de Otero, indica la librera del barrio.
¿Cuándo acabará todo esto?, pregunta la dueña del bar.
¡Quién sabe!, responde la vidente del barrio.
El País de Nunca Jamás, el cuento de “Peter Pan”, ¿recuerdan?, apunta el humorista.

lunes, 2 de enero de 2017

SE ACABÓ LA DIVERSIÓN, LOS LUNES LABORABLES, LOS CRISTALES ROTOS

Señoras y señores, se acabó la diversión: comienza el año con más atentados, con más muertes, dice el politólogo del barrio.
El día de Nochevieja, en las autopistas, vi toda clase de locuras, y en las calles de las ciudades el mundo parecía volverse loco, comenta la hija de la bibliotecaria.
El mundo no se volverá loco porque ya lo está, dice la cuñada del dentista.
Si no fuera por las leyes represoras, seríamos otra vez caníbales, añade la fiscal del barrio.
No sean aguafiestas, que todo ha sido muy divertido, apunta la hermana del informático. Será que tienen resaca, añade.
Ya, ya..., el hartazgo de Nochebuena, la diversión caótica de Nochevieja (turistas y nativos orinando por las esquinas de Barcelona, y cosas peores), y ahora nos queda la última farsa de estos días navideños: los Reyes Magos, una antigua y bonita ilusión que el mercado ha convertido en otro día vulgar, en otro día más del Gran Consumo, se queja el poeta romántico del barrio.
Por un lado, los gobiernos democráticos conservadores, neoliberales, nos controlan mediante la vida caótica: trabajo malo, paro, trabajo peor, loterías, televisión, drogas, alcohol, móviles y diversión desenfrenada. Por otro, las dictaduras controlan matando de aburrimiento a los ciudadanos. No hay término medio: unos y otros nos controlan y nos destruyen, indica la vidente del barrio.
Es lo que decía mi abuelo: “Todo sube y nada baja, excepto los salarios y las pensiones de los esclavos”, apunta la nieta del anarquista.
Quizá tienen razón los días laborables”, escribía el poeta Gil de Biedma, cita la librera del barrio.
El mundo está dirigido por un consorcio de hijos de papá, de guanteb blanco, y de delincuentes natos, con guantes sucios”, leí en un graffiti, comenta el humorista del barrio.
Yo creí en los Reyes Magos hasta muy tarde, demasiado tarde, recuerda la sobrina de la peluquera.

"Todos los caballos están cansados", tararea la nieta del anarquista.
Y todos los cristales, rotos, añade la vidente.  
¡Levanten el ánimo, no sean tan negativos, brindemos por unos días laborables más justos y soportables!, sugiere la dueña del bar.
Menos mal que no ha dicho más felices, nos hubiéramos reído todos..., dice el humorista. 










El artista Pistoletto rompiendo sus espejos