miércoles, 5 de octubre de 2016

PANCARTA, DIÁLOGO Y BAILE EN UN BALCÓN DEL PAÍS DE LOS RATONES

PANCARTA
"Las oligarquías de cualquier clase, incluidas las de los partidos políticos, menosprecian a quienes trabajan para ellas, aunque los mantienen vivos y corrompidos para que sigan trabajando.
En cuanto a los otros, a los que no trabajan para esas oligarquías y son sus oponentes, a éstos, además de menospreciarlos e intentar corromperlos, utilizan todas las alcantarillas y ratas de cloaca para destruirlos y enterrarlos".


EL BAILE
La democracia tiene muchas caras y monedas, y hoy mismo destacan dos en los tribunales de justicia: por una cara de la moneda, la corrupción política, el caso Gurtel y las "tarjetas black". Por la otra, es llevado a juicio el derecho a decidir y el delito de poner unas urnas para votar, comenta la nieta del anarquista.
Por último, la gran paradoja: que los socialistas -presunta izquierda noqueada por sí misma-, se abstengan y voten a favor de unos presupuestos derechistas del PP, ¡menudo baile!, exclama el humorista del barrio.
¡Vaya bolero que me tocas, Mariano, / todos bailando a trompicones, a trompazos, / y tú sentado tocando la flauta, esperando!”, canta la dueña del bar.
Contradicciones, paradojas y sinrazones del mundo y la política, que produce monstruos, dice la vidente del barrio.

1 comentario:

AMALTEA dijo...

Si es que vamos/a tener que dar la razón a los conspiranoicos. ¿Estamos ante un plan mundial de estupidización de la humanidad? Y además a una velocidad frenetica. Acabaremos protegiéndonos con un embudo en la cabeza (forrado de papel de aluminio). No veo otra/solución para evitar caer en la trampa.