domingo, 15 de septiembre de 2013

LA HORA DE LA VERDAD, Y CON LOS RELOJES ESTROPEADOS

La hora de la verdad, el momento de la verdad ha llegado, comentan en el bar del barrio. Y exigimos, dicen, responsabilidad política a todos, y que dejen de usar relojes estropeados.
Ya es hora de que España y Catalunya se responsabilicen de sí mismas.
Que se olviden de imperios y nacionalismos, y que cada uno se responsabilice sólo de sí mismo y deje en paz y libertad al otro.
Que no se excusen más el uno en el otro para seguir tirando, sin resolver nada.
Que cada uno, pues, asuma su propia responsabilidad y dejen de marear la perdiz y a los ciudadanos. 
O que se vayan y dejen paso a políticos que sepan respetar la voluntad democrática de los pueblos y se atrevan a reformar las leyes según las necesidades políticas, económica y culturales de cada momento, y no según los intereses de sus partidos y antiguas leyes que ya no responden a la necesidades de los ciudadanos del siglo XXI. 
Como dicen algunos: en España tenemos aún ideologías rancias del siglo XIX, partidos y sindicatos del siglo XX con los relojes estropeados, mientras la sociedad vive en el siglo XXI y quiere ser libre, consultada y no manipulada.
Esto es lo que dicen en el bar del barrio, indignados, hartos de tanta politiquería y discurso vacío, de tantos figurones y figurantes de espaldas a la realidad. Se les ha estropeado el reloj y no se han enterado aún que viven en otra época.

1 comentario:

Miquel dijo...

Como decía Joan Brossa...ja es pot llençar...
Salut