martes, 25 de mayo de 2010

DIÁLOGO PLATÓNICO PARA TIEMPOS DE POBREZA

Martina Stein, El origen





















¿Se puede ser sin tener?
Lo tendrá difícil.
Quien tiene: ¿es?
En pricipio sí, o lo tendrá más fácil

Por consiguiente, la primera cuestión, la cuestión original no es: Ser o no ser, que sería la cuestión existencial y, por ende, espiritual.
La cuestión primera, la fundamental, es: Tener o no tener, que es cuestión material.
Si tienes, podrás ser espiritual. Si no tienes, serás pobre y miserable, y lo tendrás difícil para ser espiritual.
O bien serás espiritual en lo físico, en la apariencia de lo físico (paradoja filosófica), como Rocinante, el caballo enjuto, gastado, de Don Quijote, que respondió así a la observación de Babieca, el caballo bravo del Cid:

B.-Metafísico estáis.
R.-Es que no como.

El becario del suplente del cronista

4 comentarios:

República Barataria dijo...

Mal que nos pese, lo cierto es que "tanto tienes, tanto vales" y si esto no es lo cierto, la verdad es que así como se nos considera.

Francesc Cornadó

Ulises dijo...

Es verdad. Si tienes poco, vales poco. Si tienes mucho, vales mucho. Si no tienes nada, vales nada. ¿La gente de ideas progresistas opina lo mismo? No. Es decir: la gente progresista que tiene poco o nada, respeta al que tiene poco o nada. Los otros, los que tienen mucho, pues no sé, habrá que preguntarles, pero, antes de preguntar, deje toda esperanza a buen recaudo.

Cooperante

MCM dijo...

Gran problema este de ser o tener.Tener es transitorio y ser permanente.El ser ayuda a vivir y el tener a desvivirse.

Bel M. dijo...

Mi enhorabuena, becario. Claro, contundente y preciso. No hay mucho más que añadir. Suscribiría cada una de tus frases.