viernes, 13 de noviembre de 2009

POESÍA, ANARQUÍA Y BANCOS Y CAJAS

Jesús Lizano, Carta poética y libertaria


















- JOAN BAEZ ~ Joe Hill ~



¿La crisis económica como pretexto para que los gobiernos y los partidos políticos paguen sus deudas anteriores a Bancos y Cajas mediante el dinero público?


¿Por qué han ido tan corriendo a rellenar los supuestos agujeros, cuando los mismos Bancos y Cajas no paran de exhibir sus beneficios anuales?

¿Tiene algo que ver en todo eso las hipotecas e intereses, no sólo de los particulares, sino de los gobiernos y partidos políticos endeudados millonariamente con los Bancos y Cajas?

¿Esta gran masa de dinero público será algún día devuelto a los ciudadanos que lo han aportado, construyendo más escuelas, hospitales, servicios sociales y ayudas a los más necesitados, etc. ?

Algún día la historia explicará el gran fraude nacional e internacional.

Mientras tanto, esperamos la justa devolución.

El suplente del cronista

5 comentarios:

Ulises dijo...

¿Por qué los partidos políticos y sindicatos no pueden financiarse como todo el mundo, de una manera normal? Si necesitan una hipoteca, ¿por qué no pagan los intereses bancarios como todo el mundo? ¿No tienen suficiente con lo que reciben a través de las arcas del Estado? ¿A qué tanto gasto para hacer promesas que no van a cumplir en la mayoría de los casos? ¿Es todo un modus vivendi, infectado por la corrupción económica del dinero fácil, fácil porque es ajeno? ¿Por qué los políticos honrados no plantean una regeneración de verdad, dejando claras las fuentes de financiación? ¿Acaso no interesa a nadie, de su casta, que se hable con claridad?

Estudiante, por una democracia sana

Ulises dijo...

En este mundo todo es tráfico de influencias. Si no dominas el tráfico, no llegarás nunca a nada.

Nihilista

Ulises dijo...

No perdamos la esperanza. Aunque es verdad que todo está muy liado. La dictadura franquista, ese pasado tan horroroso, también ha contribuido a que los políticos demócratas se hayan sentido más legitimados y como intocables para hacer toda clase de triquiñuelas económicas (Fundaciones, Asociaciones, etc., que son apéndices de los mismos partidos, y que se dedican a recaudar fondos, dinero público, utilizando el tráfico de influencias). Como somos demócratas, parecen decir, podemos hacer estas cosas con más impunidad.
Un poco nauseabundo. Los jóvenes luchamos por una transparencia y abominamos públicamente de toda esa farsa y estafa al ciudadano.

Político joven (23 años, mujer)

Antonio Tello dijo...

Aunque esperanzado en que llegue ese día, no creo que yo ni muchos de nosotros vayamos a verlo. Estamos atrapados en el sistema. Y nos ahoga.

AT dijo...

Como dice Antonio Tello, estamos atrapados en un sistema que nos ahoga, un sistema contaminado, al que le repelen las transparencias.
Muy complicado. No es fácil cambiar de hábitos.