sábado, 29 de agosto de 2009

LOS PRIMEROS REFUGIADOS DIGITALES

revista Lambda (verano 2009)





















- Georgia on My Mind - Django Reinhardt

El País.com
Comienza la era del refugiado digital
Los ataques cibernéticos son cada vez más sofisticados - No existe una legislación clara que proteja al cibernauta de los censores

VERÓNICA CALDERÓN- 29/08/2009

Hasta hace un mes, pocos habían escuchado hablar de Cyxymu. El nombre se refiere a Sujumi, la capital de Abjazia, una de las regiones autónomas de Georgia y es también el nickname utilizado por Georgy, un profesor de Economía de 34 años, que vive en Tbilisi, la capital georgiana. Su blog está escrito en georgiano y en ruso y la mayoría de los mensajes se refieren a recetas de cocina típicas de la región, fotografías antiguas de sus ciudades o vídeos de bailes tradicionales. Pero también habla de algo más: aborda temas de política interior de la región en los que muestra una postura crítica frente a los Gobiernos ruso y georgiano por igual. Y ahí es donde comenzaron sus problemas.

(...)
Tras haber recibido varios de estos ataques y haberse visto obligado a migrar de un sitio web a otro, Cyxymu se ha convertido en el primer "refugiado digital", según describe el especialista en el uso de la web para fines políticos, Evgeny Morozov. "Los ciberataques han resultado una herramienta poderosa para evitar que un mensaje sea difundido sin causar una acusación directa de censura", explica. "La Red es, en teoría, el sitio idóneo para ejercer la libertad de expresión, pero si alguien es silenciado es muy difícil que se le defienda".
(...)
El avance de los controles de censura en la Red han causado que blogueros y autoridades jueguen al gato y al ratón en el ciberespacio. Internet jugó un papel preponderante en las protestas generadas después de las elecciones presidenciales de Irán en junio: desde la organización de los mítines hasta la difusión de la represión de las autoridades. Las primeras imágenes de la joven Neda, abatida a tiros en las calles de Teherán durante uno de los actos, se difundieron por Internet. Y fue precisamente en esta ocasión en que las libertades de la Red quedaron expuestas. El intercambio de ataques entre los disidentes y los censores iraníes causaron el cierre de varios sitios de Internet: desde las redes sociales hasta las páginas oficiales del régimen de Mahmoud Ahmadineyad.

Nota del suplente
Aparecen ya los primeros "refugiados" de la era digital. El poder está siempre en el control de la información. Censurarla, manipularla, modificarla aquí y allá, hasta hacerla invisible. ¿A qué viene tanto miedo? Miedo a la libertad, miedo a la información. ¿Por qué tanta voluntad de poder? ¿A qué conduce este dominio sobre las otras voluntades? Los chimpancés del zoo de Barcelona (a falta de Copito de Nieve, el gorila albino) mueven la cabeza e indican que no hagamos preguntas absurdas sobre la naturaleza del hombre. Conocen las jaulas de los hombres.

El suplente del cronista

2 comentarios:

Ulises dijo...

Algún día habrá que extender una red de wi-fi por cuevas y escondrijos de alta montaña: en ella se refugiarán los nuevos escritores y periodistas del siglo XXI o XXII. Con un poco de suerte, podremos seguir escribiendo e informando contra la mala voluntad del poder.

Un refugiado de la Nueva Era

Ulises dijo...

No importa en qué gruta o caverna, haya wi-fi o no: escribiremos, daremos noticia.

Con voluntad de refugiado